Suscríbase para recibir notificaciones de nuevos artículos.

Titular de “El Nuevo Día, un gran periódico”,
portada y página 4. Lunes, 31 de octubre de 2005.
www.endi.com

Látigo a los “mercaderes del templo”
Por Miguel Díaz Román 

Extractos del artículo,
seguidos por "Preguntas y orientaciones nuestras" 

     Los reverendos Rodolfo Font y Luis Ricky Rosado, líderes de la notoria congregación Fuente de Agua Viva, son también los propietarios de una corporación privada que está desarrollando un proyecto de viviendas de alto costo que originalmente fue propuesto ante el gobierno por la propia iglesia, reveló una investigación de El Nuevo Día .

     Según la investigación, los reverendos Font y Rosado alquilaron un terreno a nombre del Concilio Fuente de Agua Viva Inc ., propusieron un proyecto residencial bajo el manto de esa entidad religiosa en ese terreno y, tras conseguir la aprobación de las autoridades, lo compraron como la corporación The Garden Village Inc ., que desarrolla allí once residencias ofrecidas en el mercado por cerca de $530,000.00 (dólares americanos) cada una.

     El proyecto ubica en la urbanización Garden Hills en Guaynabo . Rosado es presidente de The Garden village Inc ., mientras Font es vicepresidente, según los documentos presentados por la entidad en el Departamento de Estado.

     Fuentes del gobierno que están al tanto de este caso indican a El Nuevo Día que los reverendos Font y Rosado pudieron haberse aprovechado del status de organización sin fines de lucro que cobija a Fuente de Agua viva para obtener el terreno, mantenerlo bajo su control por varios años y obtener el permiso de desarrollo de las viviendas.

     Font, un extravagante predicador que formó un imperio en el Concilio Fuente de Agua Viva con más de 20 filiales a través de toda la Isla y Estados Unidos, vive en Orlando, Florida, hace algún tiempo y no pudo ser ubicado para entrevista.

     La edificación del proyecto residencial comenzó en el verano de este año tras obtener en el Banco Bilbao Vizcaya un préstamo de construcción de $4.7 millones. El préstamo tiene como colateral el terreno, cuyo valor fue tasado en $4.7 millones, a pesar de que había sido vendida a la corporación privada de Font y Rosado en $600,000.

     El reverendo  Rosado sostuvo que los $600,000 fueron pagados por The Garden Village Inc . Pocos meses antes, The Garden village Inc . Había presentado en el Departamento de Estado un informe financiero en el que no revelaba ingresos.

     Rosado se rehusó a revelar la procedencia de los $600,000. ‘Esa es una información privada que no tengo que revelar’, dijo.

     Rosado y negó que él y Font utilizaron el Concilio para radicar el proyecto y obtener un trato especial en la Junta de Planificación y en la Administración de Reglamentos y Permisos ( Arpe ). Sostuvo que el uso del nombre del Concilio en los documentos de ambas agencias ‘fue un error del ingeniero’ que tuvo a cargo los trámites del proyecto.

     El reverendo insistió en que no representa un conflicto de intereses que él y Font fueran líderes de la iglesia y del Concilio, mientras simultáneamente lideraban la corporación con fines de lucro.

     No obstante, señaló que el préstamo concedido por el Banco Bilbao Vizcaya a The Garden Village Inc ., obedeció a la experiencia crediticia de la iglesia. ‘Para tener éxito hay que tener buen nombre, crédito y fe. Con esas tres cosas lo puedes comprar todo’, sostuvo Rosado.”

Preguntas y orientaciones nuestras

- “Con esas tres cosas” , ¿y el dinero de quién ?

-¿ Qué es la procedencia de los $600,000 con los que Font y Rosado compraron el solar valorado luego en $4.7 millones de dólares? Rosado se rehúsa revelarla. ¿Por qué? ¿Qué está encubriendo? Las miles de almas ingenuas o codiciosas de “prosperidad” que llenaban las cuentas de Font, Rosado y el Concilio Fuente de Agua Viva de millones largos de dólares, ¿no tienen derecho de saber la procedencia de los $600,000?

-Las visitas a este sitio de Internet que nos censuraban por cuestionar el “evangelio de prosperidad”, el mensaje y los procedimientos de Rodolfo Font, ¿qué dicen ahora? ¿Aún se encuentran por ahí en ese mundo de religiosos afanados por “lluvias de bendiciones materiales del cielo a cambio de diezmos y ofrendas” quienes defiendan y justifiquen a mercaderes de la calaña de Rodolfo Font? ¡Que se presenten ahora, solidarizándose con él ! Le urge su respaldo, pues este “extravagante predicador” está duramente acosado por los medios noticiosos de Puerto Rico. Además, algunas agencias gubernamentales están tocando a su puerta. Varón muy valiente ante las cámaras, osadamente pidiendo “ofrendas de $10,000 y pasando el cepillo una y otra vez”, se huyó a Orlando, Florida , pero es posible que las autoridades lo asechen aun en su escondite.

-Pese a escándalos tan grandes y vergonzosos, el mundo nunca se libra de estafadores religiosos, falsos profetas o falsos apóstoles, porque nunca faltan personas crédulas que los reciben y sostienen, no contando con el conocimiento bíblico o la “inteligencia espiritual” necesarios para discernirlos.

-Querido pueblo, existe una iglesia que no hace mercadería . Sus ministros no piden diezmos . Se trata de miles de congregaciones a través del mundo regidas por el Nuevo Testamento. Estas se dan a conocer como “iglesias de Cristo”. “Perfección absoluta” no pretenden tenerla, pero su meta noble es ser la continuación legítima de la iglesia por Cristo fundada en el Siglo I. ¿Se encuentra usted militando en una iglesia que hace mercadería? Le rogamos hacer algo al respecto. Si no puede corregir ese tremendo mal, salir y llegar a una iglesia de Cristo. No habiendo ninguna en su área, establecer una congregación, de contar usted con el conocimiento bíblico, el testimonio moral y demás atributos para tan importante obra. HSdeÁ

 

  

¿Le gusta esta página? Por favor, ayúdenos a difundir la información por medio de compartirla automáticamente con sus amistades de Facebook, Google+, LinkedIn, y Twitter pulsando en los botones arriba colocados.

Derechos reservados. Permiso concedido para hacer una copia, o múltiples copias pero ninguna para la venta.